sábado, abril 30, 2011

In Memoriam: Se Fue El Ilustre Ernesto Sabato



Ha muerto un ilustre y probablemente uno de los últimos escritores mayúsculos del siglo XX el argentino Ernesto Sábato

El celebré Sábato murío en su casa en las afueras de Buenos Aires donde permanecía recluido desde hacía años debido a su precaria salud que se vio agravada últimamente, padecía de ceguera y se había visto en la necesidad de abandonar la lectura y la escritura para sustituirlo por algo menos demandante como la pintura, al parecer una broquitis termino por complicar su ya precaria salud y por desgracia no pudo llegar a los 100 años.

Nacío un 24 de junio de 1911 en la localidad de Rojas, se graduo de Físico por increible que esto suene sin embargo más adelante la abandonaría para seguir lo que más amaba que era la literatura, el reconocimiento internacional llego en 1961 de la mano de su obra "Sobre Héroes y Tumbas" y su consagración final en 1974 con "Abaddón el exterminador

Entre sus premios esta el Cervantes en 1984 y fue propuesto como candidato al Nobel de Literatura de 2007 pero no gano, aparte a Ernesto Sábato también se le conocío su faceta de activista, presidió en 1984 la Comisión Nacional sobre Desaparición de Personas (Conadep), de donde se redactó el informe "Nunca más", la cual es una obra clave que relata los horrores de la última dictadura militar argentina (1976-1983).

De momento se esta barajando la posibilidad de una selección con lo mejor de su obra, tal selección incluye fragmentos de las novelas: "El Túnel", "Sobre Héroes y Tumbas" y "Abaddón El Exterminador", así como de los ensayos: "El Escritor y Sus Fantasmas", "Apologías y Rechazos" y un conciso y emotivo homenaje a Borges después de su muerte.

La foto corresponde a un homenaje del club Rosario Central del cual se decía era seguidor desde el 2004 debido a su adhesión al comunismo y las ideas del Che Guevera que simpatizaba con los famosos canallas aunque en su juventud fue seguidor de Racing, todo un apasionado del football lo cual le distanciaba de su colega Jorge Luis Borges quien solía desacreditar el deporte rey, se decía que su gran problema era el cabeceo, sin embargo a pesar de sus limitaciones tecnicas no daba ningún balón por perdido.

No hay comentarios.: